Archivo de la etiqueta: Evaluación

Desarrollo de las competencias para la formación científica básica.

FCB

 

En el Programa de Ciencias 2011 se establecen las competencias para la formación científica básica cuyo propósito es que los ciudadanos mexicanos pongan en juego sus conocimientos, habilidades, actitudes y valores en situaciones cotidianas para resolver problemas comunes. Desde el estudio de las ciencias en Educación Básica, se espera que los alumnos comprendan los fenómenos naturales y los relacionen con su vida. También supone que al finalizar la educación básica, los adolescentes tomen decisiones informadas con respecto al medio ambiente y su salud desde la perspectiva de la prevención, el conocimiento de su cuerpo y su mente; sobre todo que participen con el ánimo de movilizarse para afrontar problemas. Por último, se busca que los jóvenes reconozcan las limitaciones de la Ciencia, por consecuencia la visualicen como un conjunto de procesos en constante transformación. ¿Cómo lograr este perfil?, ¿qué podemos hacer en las aulas?

En primer lugar, el docente debe posicionarse desde enfoque heurístico centrado en los procesos del pensamiento científico[1], debido a que una competencia no se desarrolla desde los conceptos sino desde las situaciones diversas e inciertas que tiene que afrontar el sujeto en su cotidianidad. Los conocimientos conceptuales no se devalúan ni se desechan simplemente se integran en casos ordinarios, así, pasan de ser texto a contexto, de fijos a dinámicos. Esto solo se consigue en un ambiente de aprendizaje flexible, adecuado a los ritmos y estilos de aprendizaje de los alumnos. En segundo lugar, el docente debe evitar la transmisión del conocimiento que genera espacios pasivos de aprendizaje, para asumir un rol de acompañante, modelo  y aprendiz (sobre todo en el plano tecnológico contemporáneo), quien acompaña reconoce la capacidad del individuo para hacer las cosas y paulatinamente le da la confianza para tomar la autonomía. En tercer lugar, el docente debe sistematizar la evaluación de los procesos del pensamiento científico familiarizando a los alumnos con instrumentos para la evaluación formativa centrada en el desempeño, involucrándolos para que participen en la evaluación (autoevaluación y coevaluación) mejorando sus aprendizajes.

También se debe reconocer que la aproximación al desarrollo de las competencias para la formación científica básica es paulatina, demanda mucho esfuerzo y disposición por parte del estudiante; y paciencia, compromiso y responsabilidad por parte del docente, sobre todo fomentar la flexibilidad y diversificar las estrategias de aprendizaje permaneciendo cercano a sus alumnos. Por otra parte, la reflexión en la práctica le permitirá al profesor supervisar si en efecto se atraviesan los procesos de[2]:

  1. Cuestionamiento
  2. Búsqueda de información
  3. Formulación de hipótesis
  4. Realización de montajes
  5. Registro de observación
  6. Vínculo de resultados con la vida diaria
  7. Formulación de nuevas preguntas
  8. Comunicación del aprendizaje

Es básico que todos los contenidos del programa de Ciencias sean abordados desde entornos vivenciales, experimentales y fenomenológicos, que le permitan al alumno apropiarse de experiencias sensibles, intelectuales, emocionales y llenas de sentido, que lo empoderen en la aproximación hacia el desarrollo de las competencias para la formación científica básica. El reto es ofrecer libertad intelectual al alumno para que construya sus propios aprendizajes.

Aquí te dejamos dos instrumentos para la evaluación del pensamiento científico, desarrollados en colaboración entre el personal del Departamento Técnico de Secundarias del área de Ciencias y los participantes en el Programa de Apoyo a la Evaluación de la Escuela Normal Superior de Nuevo León.

Lista de cotejo para la evaluación del pensamiento científico en Educación Básica

Rúbrica para la evaluación del pensamiento científico en Educación Básica

 

[1] Pensamiento científico. Disponible en: http://prezi.com/zqts9azc6det/?utm_campaign=share&utm_medium=copy

[2] 10 Tips para desarrollar las competencias científicas básicas. Disponible en: http://pin.it/RP1CyJd

 

 

 

 

 

Anuncios

Hacer de tripas corazón. Cómo ser idóneo en la LGSPD.

teacherprep-img_2230

El miedo se siente en las vísceras y motiva el coraje. Ese es el camino de muchos docentes para enfrentar la evaluación propuesta por el Instituto para la Evaluación de la Educación (INEE), el de otros, tomar el nihilismo y la queja como estandartes. Pero, ¿será muy complicado superar dichosas pruebas de desempeño profesional?, ¿valdrá la pena el martirio y la ansiedad provocados por la eufórica paranoia colectiva del magisterio –minoría por cierto-?, ¿será correcto emular las manifestaciones de incomodidad de los maestros del sur del país a pesar de las condiciones educativas precarias que exhiben? El siguiente texto ve dirigido a quienes ya decidieron tomar la responsabilidad de evaluar su desempeño con el propósito de mejorar el servicio que prestan a la niñez de México.

En primera instancia debemos enfocar nuestras metas en las cuatro etapas de la evaluación del desempeño para docentes en servicio:

1. Informe de cumplimiento de responsabilidades profesionales; 2. Expediente de evidencias de enseñanza; 3. Examen de conocimientos y competencias didácticas; y 4. Planeación didáctica argumentada. En el caso de los profesores de inglés, la evaluación incorpora una quinta fase que consiste en un examen de la segunda lengua[1]. Es innegable mi agrado y gusto por los cambios generados en la evaluación docente en apenas dos años, y cómo se ajustan perfectamente a la labor cotidiana de un maestro, para entenderlo basta con leer mis amarguras del programa de Carrera Magisterial en la etapa XXI[2].

Es importante señalar que la intencionalidad de la intervención docente es definitiva para integración del expediente de evidencias y para la argumentación de la planeación, porque solo así saldrás bien librado. Olvídate de COPIAR la planeación, las actividades o los exámenes, ¡tú eres el responsable de dar sentido a lo que ocurre en el aula! Momento dos y tres “check”, ¿qué debes cuidar?

Para justificar tus acciones docentes basa tus argumentos en los documentos normativos ubicados en: http://basica.sep.gob.mx/ . En nuestras pláticas es común escuchar que se hacen cosas “con ideas propias, fuera del programa” en favor de los alumnos, pero las propuestas sin justificación en el Plan de estudios y en los Programas de asignatura no tienen validez en este proceso; aunque son preferibles cuando se trata de investigación educativa –si tus ideas son geniales, te invito a cursar un posgrado-.

El informe de cumplimiento lo llena tu Director, así que está fuera de tu alcance, solo asegúrate de que lo envíe antes del 15 de agosto y que se relacione con toda la dimensión 5 del documento Perfil, parámetros e indicadores…[3]. Sin no ha recibido noticias, puedes enviar un correo a la cuenta servicioprofesionaldocente1@sep.gob.mx o llamar directamente a las oficinas regionales. Aquí el dato: http://siieeb.uienl.edu.mx/regiones.php

Para preparar el examen debemos revisar los contenidos que se encuentran en la tabla de la descripción de los aspectos a evaluar publicada por la Coordinación Nacional del Servicio Profesional Docente (CNSPD) en el documento Etapas, aspectos, métodos e instrumentos…, donde se relacionan los Perfiles, parámetros e indicadores…, con la cantidad de elementos en la prueba.

Además es importante señalar que los últimos exámenes aplicados por el INEE a través del CNSPD han sido en línea y con una duración aproximada a las ocho horas, así que también vale la pena prepararse mentalmente para el maratón frente a la computadora sentado en una silla incómoda, y entrenar algunas técnicas para distribuir la circulación sanguínea y el estrés muscular (http://mangasverdes.es/2011/09/05/15-ejercicios-fisicos-silla-ordenador/); sin olvidar alimentarte muy bien un día antes, y llevar algún chocolate y agua el día del examen.

Es indispensable saber que…

  1. el 53 % del examen evaluará la cuarta dimensión de los perfiles denominada “Un docente que asume las responsabilidades legales y éticas inherentes a su profesión para el bienestar de los alumnos”. Se manejan tópicos relacionados con las bases filosóficas y legales de la Educación básica en México; además se incluye la seguridad escolar y la educación inclusiva. Puedes considerar los siguientes textos.

Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Artículo 3. http://www.sep.gob.mx/work/models/sep1/pdf/promulgacion_dof_26_02_13.pdf

Ley General de Educación. https://www.sep.gob.mx/work/models/sep1/Resource/3f9a47cc-efd9-4724-83e4-0bb4884af388/ley_general_educacion.pdf

Educación inclusiva. El camino hacia el futuro. http://evaluaciondocente.sep.gob.mx/materiales/UNESCOLAEDUCACIONINCLUSIVA.ELCAMINOHACIAELFUTURO.pdf

Educación inclusiva. Iguales en la diversidad. http://registromodeloeducativo.sep.gob.mx/Archivo;jsessionid=20509f21b6af4d611eab29fa0d9a?nombre=2953-ALUMNOS+VULNERABLES.pdf

Índice de inclusión. Desarrollando el aprendizaje y la participación en las escuelas. http://www.educacionespecial.sep.gob.mx/pdf/doctos/3Internacionales/8Indice_de_Inclusion.pdf

Propuesta para la atención educativa de los alumnos con aptitudes sobresalientes y talentos. http://www.educacionespecial.sep.gob.mx/pdf/doctos/2Academicos/8ASyT_Gto.pdf

La inclusión educativa en el aula regular. http://www.sep.gob.mx/work/models/sep1/Resource/126652/1/LAINTEGRACIONEDUCATIVA.pdf

Manual de Seguridad Escolar. Recomendaciones para protegernos de la inseguridad y la violencia. http://basica.sep.gob.mx/escuelasegura/pdf/guias/ManualSeguridadSep12.pdf

Educar y proteger. El trabajo del docente en una escuela segura. http://basica.sep.gob.mx/escuelasegura/pdf/guias/guiadocentes.pdf

  1. el 20 % de los contenidos corresponden a la segunda dimensión llamada “Un docente que organiza y evalúa el trabajo educativo, y realiza una intervención didáctica pertinente”. Desde aquí se teoriza la intervención docente y la gestión de ambientes de aprendizaje, incluyendo la evaluación con enfoque formativo. Sugiero que des una revisada al enfoque de tu asignatura, y de paso leas algo de lo siguiente:

La creación de ambientes de aprendizaje en la escuela. http://www.sev.gob.mx/actividades-artisticas/files/2012/12/ambientesAprendizaje.pdf

Ambientes de aprendizaje una aproximación conceptual. http://www.rieoei.org/deloslectores/524Duarte.PDF

El enfoque formativo de la evaluación.http://basica.sep.gob.mx/C1%20HERRAMIENTAS-ENFOQUE-WEB.pdf

La evaluación durante el ciclo escolar. http://basica.sep.gob.mx/C2%20HERRAMIENTAS-EVALUACION-WEB.pdf

Los elementos del currículo en contexto del enfoque formativo de la evaluación. http://basica.sep.gob.mx/C3%20HERRAMIENTAS-ELEMENTOS-WEB.pdf

Las estrategias y los instrumentos desde el enfoque formativo de la evaluación. http://basica.sep.gob.mx/C4%20HERRAMIENTAS-ESTRATEGIAS-WEB.pdf

La comunicación de los logros de aprendizaje de los alumnos desde el enfoque formativo. http://basica.sep.gob.mx/C5%20HERRAMIENTAS%20COMUNICACION-WEB.pdf

  1. el 10 % se compone de la quinta dimensión : “Un docente que participa en el funcionamiento eficaz de la escuela y fomenta su vínculo con la comunidad para asegurar que todos los alumnos concluyan con éxito su escolaridad”

Estándares para la gestión. http://basica.sep.gob.mx/pec/pdf/dprograma/MatGestModulo3.pdf

Orientaciones para activar la participación social en las escuelas de educación básica. http://basica.sep.gob.mx/pec/pdf/dprograma/MatGestModulo4.pdf

Atención educativa de calidad a la diversidad lingüística y cultural. http://basica.sep.gob.mx/dgei/pdf/inicio/infoPublica/avancesDGEI.pdf

  1. La dimensión 1 también está representada con el 10 %. Aquí se manejan los documentos normativos de cada nivel y cada especialidad. Plan de estudios 2011, Programas de las distintas asignaturas. Descarga tus documentos normativos base desde: http://basica.sep.gob.mx/
  1. La dimensión 3 abarca un 7% del examen y se refiere al Desarrollo Profesional del docente.

Enfrentar la evaluación del desempeño docente genera la incertidumbre propia de cualquier proceso en el que seamos observados, sin embargo, en este caso nos ofrece la oportunidad de demostrar la intencionalidad de nuestras acciones en el aula y refrendar nuestro compromiso con la niñez mexicana.

Por otra parte, este tipo de procesos nos permite valorar nuestra profesión y reconocer la necesidad de colaborar a favor del magisterio. Si en algo te ha servido esta información, te invito a compartirla, y si consideran pertinente programar círculos de apoyo, basta con ponernos de acuerdo.

[1] Secretaría de Educación Pública. [SEP]  (2015). Etapas, aspectos, métodos e instrumentos. Proceso de evaluación del desempeño docente. Educación Básica. Disponible en: http://servicioprofesionaldocente.sep.gob.mx/content/ba/docs/2015/permanencia/etapas_aspectos/VERSION_FINAL_dmj_docentes_190515.pdf

[2] https://vlablah.wordpress.com/2013/11/30/en-el-ocaso-sobre-la-convocatoria-de-la-xxiii-etapa-de-carrera-magisterial/

[3] SEP. (2015). Perfil, parámetros e indicadores para docentes y técnicos docentes. Disponible en http://servicioprofesionaldocente.sep.gob.mx/content/ba/docs/2015/permanencia/parametros_indicadores/PPI_DESEMPENO%20DOCENTE_TECDOCENTES.pdf

En el ocaso. Sobre la convocatoria de la XXIII etapa de Carrera Magisterial.

Imagen

Aún recuerdo 1992 cuando mi padre hablaba de las ventajas de un  nuevo programa llamado Carrera Magisterial (CM), como resultado del Programa Acuerdo Nacional para la Modernización de la Educación Básica. Según él, este proyecto de la Secretaría de Educación Pública (SEP) le permitiría incrementar su sueldo de manera horizontal, es decir sin necesidad de ascender. Mi papá falleció cinco años después y logró avanzar. Reconozco que en ese momento vimos un importante incremento económico; un voto a favor de CM.

Con el deceso de papá, me acerqué al Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) a solicitar apoyo laboral, y me fue concedido, así que entré al sistema. Ya dentro, me percaté sobre la resistencia del magisterio para aceptar CM. En ese entonces para entrar a “barrera magisterial”, se necesitaba  asistir a un curso de actualización, presentar el examen nacional y esperar los resultados de un examen dirigido a los alumnos atendidos. Bajo ese esquema entré al programa en el 2008, ¡CM era asequible! Los comentarios en contra venían de profesores que no se ajustaban a los programas de estudio, de los que no asistían a los cursos o al examen.

Pasando los tres años de permanencia, en el 2011, cambiaron los lineamientos, apareció una planeación de actividades cocurriculares ponderado con 20 %, y el examen de ENLACE  con el 50 %. Nuestro examen se fue a 5 % y el curso (ahora de 80 horas) alcanzó el 20 %. Aun así se veía fácil alcanzar el 80 necesario para promocionarme. ¡Oh! Sorpresa, cuando se  publican los “puntajes de pase” en 89 para “B” ¡Me faltaron 9 puntos! Lo dejé para el próximo año. Hoy nuevamente obtuve 80 y, sin esperanza aguardo la fecha de la publicación para incrementar mis niveles de adrenalina y testosterona típicos de un cuadro de ira.

En estos días se publicó la convocatoria de la XXIII etapa con nuevos cambios, ahora ya no aparecen las actividades cocurriculares ni los resultados de la prueba ENLACE (excepto para las escuelas con Programa Anual de Evaluación (PAE)), lo que centra el espíritu de CM en la capacidad del docente para enfrentar un examen estandarizado y en acatar el calendario escolar que propone la actualización en los veranos, muy distante de lo que debe contar un programa de estímulos económicos. Lo mejor de esta versión es que aparecen ya los puntajes para promoción, desde hoy ya sé que mi meta es obtener el 80.

A final de cuentas está anunciado el final de CM para el 2015 es decir en la XXIV etapa. 24 años que nos parecen efímeros desde aquellas sonadas palabras de Elba Esther Gordillo Morales de “elevar la calidad de Educación”, y que nunca enrumbó hacia la mejora, peor cuando internacionalizamos nuestros resultados mediante la prueba PISA.

¿Es tan difícil entender que para aspirar al éxito se debe convencer al profesor en lugar de denostar su profesión?

Para estar contento (aunque a ninguna autoridad educativa le importe) me gustaría ver en el nuevo concepto de CM que se tome en cuenta la parte humana del profesor, el contexto y las problemáticas que resuelve en el aula. Que se pondere el apoyo pedagógico brindado, incorporando la opinión de los padres de familia, y sobre todo que se valore el avance de un año a otro, por ejemplo, si un compañero obtiene 70 puntos, y el siguiente año alcanza 82, su esfuerzo es mayor que otro compañero que obtiene dos 84 consecutivos. Por supuesto que los aprendizajes de los estudiantes deben estar incluidos, pero no de manera estandarizada sino idiográficamente, el referente comparativo debe ser el mismo agente.